En lo que va de año, la Armada de República Dominicana ha desmantelado unas 33 fábricas clandestinas de yolas, para uso de viajes ilegales a Puerto Rico.

Estas fábricas de yolas clandestinas, hn ido desmanteladas, durante operativos que continuamente viene realizando la Dirección de Inteligencia Naval (M-2).

De acuerdo a los datos obtenidos, la mayoría de estas fábricas de yolas operaban en zonas de las costas este, norte y nordeste del país.

Incluso se dijo que la mayoría de estos talleres de fabricar yolas operaban en lugares inaccesibles e inhóspitos.

Los aserraderos, en los cuales miembros de la Dirección de Inteligencia Naval M-2 encontraron yolas construidas y otras en proceso de construcción, fueron descubiertos en zonas boscosas de  Miches, Sabana de la Mar, Higüey y Cumayasa.

En otros lugares como en Nagua, Sánchez, Samaná y Río San Juan, también los miembros de la Armada desmantelaron fábricas clandestinas de construcción de yolas, incautando algunas terminadas y decenas de herramientas.

Durante los operativos de desarticulación de los aserraderos clandestinos, los miembros del M-2 no llegaron a practicar detenciones debido a que al momento de su ejecución, los operadores de ellos y sus empleados, no se encontraban.

Dijeron oficiales de la Dirección de Inteligencia Naval, que ‘’para accesar a algunos de los lugares donde estaban las fábricas clandestinas de construcción de yolas,  tuvieron que ingeniárselas, porque son sitios apartados de los pueblos’’.

En los operativos contra los viajes ilegales, no solamente han sido detenidos dominicanos, sino también cientos de haitianos, cubanos, colombianos, venezolanos, brasileños y de otras nacionalidades que han intentado utilizar el país como puente hacia Puerto Rico.