SANTIAGO R. D. Otras ocho personas han muerto en las últimas 24 horas en comunidades de las provincias Santiago, Espaillat y Valverde, tras ingerir bebidas alcohólicas adulteradas.

En Villa González, Santiago, fallecieron Celestino Vargas, de 70 años, Miguel Álvarez, de 54, y Andrés García, de 50.

En Moca, Espaillat, se reportaron las muertes de Frankeli Marte y Julio Moscoso. Estos cinco supuestamente tomaron una bebida que se la vendieron como clerén.

En cambio en Esperanza, de la provincia Valverde, reportaron el deceso de Ramona Altagracia Chevalier, de 69, por una bebida llamada “Ron Pitty Allen”, y de Serafina Mercedes Sosa, de 45 años, por metanol.

La mañana de este jueves se reportó de Ramón Antonio Rodríguez, también por metanol.

Recibió atenciones médicas en el hospital Luis L. Bogaert de Mao, y residía en el sector Gregorio Luperón de Esperanza.