Santo Domingo. Este fin de semana la Procuraduría General de la República (PGR) incineró 700 kilogramos de drogas que fueron ocupadas en diferentes operativos, en la continuación de acciones de persecución al narcotráfico.

La quema de los narcóticos, estuvo a cargo del Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif), el cual hizo constar mediante acta que en total fueron incinerados 724 kilogramos, 217 gramos y 806 miligramos de diferentes sustancias prohibidas.

De esta droga incinerada, unos 566.32 kilogramos era de cocaína, para un 78.20%; 157.62 kilos, de marihuana, para 21.76%.

En tanto 231 gramos correspondían a crack (0.03%) y 45 a éxtasis (0.006%), destaca el documento del Inacif.

Detalla el informe, que, en adición, las autoridades incineraron 402 gramos y 422 miligramos de sustancias no controladas, las cuales resultaron negativas, al ser analizadas en los laboratorios del órgano forense.

Las sustancias destruidas formaban parte de 427 casos de ocupaciones de narcóticos realizadas a nivel nacional por miembros de la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD) y el Ministerio Público.

Estas acciones contra el narcotráfico se desarrollaron en operativos que se llevaron a cabo en La Altagracia, Montecristi, Santo Domingo, María Trinidad Sánchez, Peravia, Samaná, Distrito Nacional y Santiago, así como en Espaillat, Dajabón y Valverde, entre otras provincias del país.

El acto de incineración se llevó a cabo en las instalaciones de la Primera Brigada de Infantería del Ejército de República Dominicana, en el municipio Pedro Brand, con la presencia de representantes de las referidas instituciones y del sector salud.