La República Dominicana sigue siendo un paraíso en la región, no solo por sus atractivos turísticos, sino por la hermandad de su gente, así como por los avances que sigue teniendo en materia de seguridad de la aviación civil.

La afirmación fue hecha por el señor Ricardo Delgado, instructor de la Organización de la Aviación Civil Internacional (OACI), donde resaltó también la buena formación académica que exhiben los agentes que tienen que ver con la seguridad aeroportuaria dominicana.

Al pronunciar las palabras de introducción del curso para Certificación de Instructores en Seguridad de la Aviación Civil, organizado por la OACI y el Cuerpo Especializado de Seguridad Aeroportuaria y de la Aviación Civil (CESAC), que dirige el general de brigada de Defensa Aérea, Aracenis Castillo de la Cruz, el instructor, oriundo de Bolivia, destacó la importancia del evento, porque sirve de base para el fortalecimiento y mejora de la seguridad de los estados.

“Me siento muy grato en regresar a casa, tengo muchas casas, y esta es una de ellas, esta isla es un paraíso como muchos les dicen, y definitivamente es maravilloso regresar y sentir la familia que uno tiene acá, porque los amigos al final terminan en la hermandad, y eso es lo que se siente cada vez que llegamos a la República Dominicana. Señaló que el tema de la certificación de instructores es de suma importancia para la OACI, ya que aquellas personas que logren dicha certificación podrán ser no solamente una herramienta que ayude a los estados en la necesidad de mejorar su propio sistema en seguridad de la aviación, sino también a la región”, aseguró Delgado.

Señaló que como es sabido por todos, la capacitación es un punto clave en cualquier área de la vida en sentido general, en este caso la Calificación y Certificación de Instructores, aporta al fortalecimiento global, pues eleva los conocimientos de instrucción sobre las normas y métodos recomendados por el órgano rector a los estados miembros.

Un país de paz

De su lado, el director del CESAC, general de brigada de Defensa Aérea Aracenis Castillo de la Cruz, afirmó que a pesar de la campaña negativa que a nivel internacional promueve la prensa amarillista, la República Dominicana, sigue siendo un país de paz.

“Este es un país que se esfuerza por garantizar a todo el que nos visita buena tranquilidad, la garantía de que van a llegar a nuestro territorio de manera segura, y en paz, y asimismo retornarán a su nación, sin ningún tipo de riesgos”, manifestó el alto oficial.

Exhortó a los participantes del entrenamiento aprovechar al máximo los conocimientos, para que así puedan replicarlos en sus futuras enseñanzas.

Indicó que la República Dominicana en materia de seguridad de aviación civil no solo constituye un referente para la región, sino para las demás naciones del mundo, debido a la buena aplicación con que cumple las normas y métodos que exige la aviación civil mundial.

En el evento que concluirá el próximo día 28, participan representantes de Argentina, Guatemala, Ecuador y Cuba, además los delegados instructores de la OACI, que son de Bolivia y España.

El acto de apertura fue encabezado por el director del CESAC, y asistieron también el subdirector de la institución coronel Dionisio De la Rosa Hernández, el coronel Humberto Ramos Feliz, director de la Escuela de Seguridad de la Aviación Civil (ESAC), así como otros directores que componen la plana mayor del CESAC.