Puerto Príncipe, Haití. El jefe de seguridad del asesinado presidente Jovenel Moïse, fue detenido este jueves por la Policía haitiana, luego que no asistiera a la Fiscalía a declarar, donde había sido citado.

Al no presentarse a declarar a la Fiscalía haitiana, Dimitri Hérard fue considerado prófugo, por lo que se dispuso su apresamiento.

Además de Dimitri Hérard, también fue arrestado Jean Laguel Civil, coordinador de seguridad del presidente, quienes  habían sido convocados por la Fiscalía para declarar el martes y el miércoles.

De su parte, Hérard, había achacado su ausencia a las “estrictas medidas conservadoras” policiales, que no le habrían permitido acudir a la citación. Tras ser interrogado por el fiscal de Puerto Príncipe, Bedford Claude, después del asesinato de Moise, se había ordenado que permaneciera en aislamiento.

Por otra parte, la Policía ha desmentido los rumores que han circulado sobre la presunta implicación del primer ministro, Claude Joseph, en el magnicidio.

En ese sentido, en un comunicado difundido por la embajada de España en Haití, la Policía ha indicado que “contrariamente a las alegaciones difundidas por el medio de comunicación colombiano Caracol” las “informaciones recogidas en el marco de la investigación no revelan ningún vínculo con el primer ministro en funciones, Claude Joseph”.

En ese orden, “los sospechosos no han hecho ninguna revelación en este sentido”, por lo que ha advertido “contra cualquier táctica de distracción y reitera su determinación de proseguir la investigación en curso hasta su conclusión”.

Por último, el Ministerio de Relaciones Exteriores colombiano se ha reunido este jueves con diplomáticos de Haití para solicitar autorización que permita viajar a una delegación colombiana para verificar el estado de salud de los 19 detenidos colombianos, ha informado precisamente Caracol.